CÓMO AFRONTAR EL DESARROLLO DE LA INTELIGENCIA ARTIFICIAL: RETOS Y NECESIDADES ANTE UN NUEVO ENTORNO

Por José Manuel Belda, socio en EVALUE INNOVACIÓN

Parte II

¿ES LA INTELIGENCIA ARTIFICIAL UNA AMENAZA PARA EL EMPLEO?

Vayamos al meollo de la cuestión, ante la situación descrita, ¿qué hacemos frente a la amenaza de la Inteligencia Artificial? ¿Dónde nos vamos a situar los humanos en el futuro?

Hay aspectos que las máquinas todavía no pueden desarrollar, y no se sabe si algún día lo conseguirán. Es aquí donde el ser humano podrá aportar algo diferenciador. Cada vez que una máquina sustituye en un proceso determinado a un trabajador humano, nace un escenario nuevo de relaciones entre la máquina y el humano, donde este último aporta la capacidad de comunicación, de ética y de creatividad, aspectos que no puede realizar la máquina.

Curiosamente, donde más está afectando esta sustitución de mano de obra, está siendo en empleos de calificación media con ocupaciones tradicionales dominadas por hombres, como las de la manufactura. Por contra, los empleos poco cualificados han aumentado como parte del empleo y los altamente cualificados se han disparado, según fuentes de la OCDE.

Debemos tener en cuenta, que la reducción de la fuerza laboral en la zona de ingresos medios en todos los países está vinculada a la automatización del trabajo de estos perfiles (como los de los operadores de máquinas, bibliotecarios, bancarios…) y la reasignación de los trabajadores hacia los servicios, que tienen niveles salariales de bajos ingresos (conserjes, entrenadores de fitness, peluqueros, camareros…), que siguen siendo difíciles de automatizar. Entonces, ¿qué perfiles de empleo se van a ver afectados? ¿Cuáles con más intensidad?

¿QUÉ EMPLEOS SE ADAPTARÁN MEJOR Y PEOR A LA AUTOMATIZACIÓN?

El Doctor Kai-Fu Lee, experto en Inteligencia Artificial, ha desarrollado una fórmula fascinante y simple, para ayudar a identificar cuáles son los empleos que posiblemente sean reemplazados por robots en el futuro, declarando lo siguiente: “cada trabajo que tome menos de cinco segundos para pensar será realizado por robots”.

Sinceramente, no creo que la formula sea tan sencilla, aunque la teoría circula en ese sentido. Una forma más útil de predecir qué empleos serán reemplazados por máquinas, es considerar qué actividades requieren poco uso de cualidades humanas como la empatía, la intuición, la inteligencia emocional, la negociación, la comunicación compleja, el coaching, la creatividad… En este sentido, los empleos difíciles de automatizar serán aquellos que:

- implican manipulación (temas médicos, estéticos, bomberos…).

- impliquen creatividad, incluyendo emprendimiento, avances científicos, dar forma a nuevas ideas, innovación y curiosidad o la necesidad de visión.

precise de percepción social (religiosos, trabajadores de salud mental, consultores, enfermeros…).

- no impliquen el uso de gran cantidad de datos.

- precisen de la interacción humana, comunicación interpersonal, incluyendo empatía, compasión, persuasión, negociación, narración de cuentos, influencia social, liderazgo, inspiración y visión.

- impliquen una mínima repetición, mucho cambio en las dinámicas de trabajo.

- sean difíciles de aprender mediante observaciones simples.

- requieran pensamiento crítico, incluida la resolución de problemas, el juicio y la pregunta correcta, en nuestro mundo las preguntas aumentan mientras el valor de las respuestas disminuye.

- necesiten de la colaboración, incluido el trabajo en equipo, la creación de redes y la confianza.

y con un alto nivel de intuición y flexibilidad.

¿Y qué empleos serán los más susceptibles de dicha sustitución? Pues aquellos que implican trabajo físico en un ambiente predecible. Estos trabajos rutinarios y repetitivos están siendo sustituidos de manera acelerada por máquinas, pero esto es positivo ya que en la mayoría de ellos se trata de trabajos aburridos, deshumanizantes y en muchos casos peligrosos.

Los perfiles que menos se van a ver afectados, son aquellos centrados en interacciones sociales complejas, y habilidades creativas. Recientes investigaciones han constatado que aquellas actividades que requieren un cierto grado de coordinación física y de percepción sensorial han demostrado ser más resistentes a la automatización que el procesamiento de información básica. La visión, las capacidades motoras precisas y la locomoción son mucho más difíciles de automatizar. Curiosamente, estas habilidades son las que más años llevan interiorizadas dentro del ser humano, desde hace millones de años, mientras que las últimas adquiridas (hace escasamente miles de años) por el homo sapiens, son más técnicas, como la lectura, escritura, estructurar datos… y son las que más fácilmente están asimilando las máquinas.

En la siguiente tabla se muestran diversos empleos y el riesgo de ser automatizados:



Para ampliar esta información, la página web: willrobotstakemyjob.com, analiza más de 700 profesiones laborales e indica la probabilidad en porcentajes de que dicho oficio pase de humanos a robots.

HABILIDADES PERSONALES: VALOR AÑADIDO FRENTE A LA AUTOMATIZACIÓN

Las personas deben comenzar a pensar más en términos de habilidades en lugar de en titulaciones. Las habilidades personales que se necesitarán en el futuro y que serán un factor diferenciador frente a las máquinas serán las siguientes:

- Conciencia de uno mismo y autoevaluación.

- Inteligencia emocional.

- Inteligencia social e interpersonal, la manera en que nos relacionamos y comunicamos con los demás.

- Empatía y escucha activa.

- Flexibilidad cultural y capacidad de adaptación a nuevos trabajos y sistemas culturales.

- Perseverancia y entusiasmo.

- Enfoque en el bien común, en lugar de enfocarse únicamente en las necesidades individuales.

- Resolución de problemas.

- Aplicar la experiencia adquirida en el pasado a situaciones.

- Gestionar personas y equipos.

- Interacción con clientes, proveedores y otros organismos.

- Creatividad.

Está claro que el futuro nos obligará a que adquiramos nuevas habilidades o desarrollemos algunas ya existentes, lo positivo es que las habilidades que se estima se van a requerir, son aquellas que más disfrutamos como seres humanos, como la interacción social y el trabajo creativo donde el juego cada vez tiene una mayor importancia.

0 vistas
  • Black Facebook Icon
  • Black Instagram Icon
  • Black Pinterest Icon
  • Black Twitter Icon

© 2019 BIKreando. Proudly created with Wix.com

  • Icono social LinkedIn
  • Facebook icono social
  • Icono social Instagram
  • Black Pinterest Icon
  • Black Twitter Icon